Bailar es reír con los pies

665046555
Bailar es reír con los pies

En las academias de baile en Valencia sabemos que el baile es fuente de alegría y optimismo.

Bailar permite el desbloqueo del cuerpo, mayor coordinación y una gran desconexión de los problemas diarios. Si vamos un poco más lejos en la indagación sobre los beneficios de bailar en las academias de baile en Valencia y preguntamos a alumnos y alumnas después de sus clases, las respuestas nos pueden sorprender.

Lo más común será que describan su estado físico momentáneo, meramente puntual y respondan: activos, contentos, agitados. Los que se atreven a profundizar y expresar estados de ánimo y estados físicos duraderos, nos contarán que se sienten relajados, alegres, satisfechos o vitales. Incluso llegarán a decir “con más autoestima, rejuvenecidos”, y en algunos casos “más participativos”, o “con ganas de compartir”.

Aunque todas las respuestas merecen tiempo y análisis, nos gustaría hacer especial hincapié en una de ellas: “con más autoestima”.  ¡Cuánta falta nos hace querernos un poco más! Uno de los grandes retos de los maestros de danza es utilizar el baile como herramienta para mejorar la autoestima de los alumnos.

Existe un buen ejercicio que algunos profesores proponen a sus alumnos: mirarnos al espejo mientras bailamos, empujados y arropados por la música y probar a decirnos: (o a pensar activamente) “qué bonito esto que haces”, o “¿ves como sí que puedes?” Estos mensajes refuerzan lo positivo y acallan lo negativo, provocando un resultado de alegría en nuestro estado anímico. Así, nos vemos impulsados a afrontar el día a día con más vigor, con más optimismo, ya no solo el día que vamos a clase, sino como un hábito.

Dicen que cuando sonríes te sonríen, y hay que proponerse poner este dicho en práctica. Si los pies bailan, se ríen. Si ellos se ríen, nuestro rostro también lo hará.

¿Te apetece probarlo? Te esperamos en Rumbaché.

haz clic para copiar mailmail copiado